RENUNCIAR A LA COMODIDAD DE LOS CAMPEONES MORALES

| 26 agosto, 2013

Desde que Dios le encomendara a Eva y Adán el cuidado de la tierra, la humanidad ha desarrollado el camino inverso. Nuestra América del Sur es el reservorio de recursos naturales vitales para la vida del planeta, pero a la vez líderes de estas latitudes iluminaron con sus pensamientos la oscura realidad en la que hoy nos vemos inmersos, anticipándose casi medio siglo a los acontecimientos. Como pueblo de Dios debemos plantear el tema del cuidado de la tierra, por el mandato divino y por el amor al prójimo.

Estamos en 1950. En carrera, la llamada tercera revolución industrial, acelera la necesidad imperiosa de recursos naturales para alimentar la producción de bienes oportunos o inútiles. Lustrosos descendientes del Modelo T comienzan a alterar drásticamente la dinámica de las ciudades, de las sociedades y del ambiente. Los “dos mundos” el “occidental y cristiano” y el “comunista” saben de un tercer mundo proveedor de riquezas. Tomarán las heredades de los más débiles por cualquier método. El sistema no debe frenar.

Madrid, 21 de febrero de 1972. Juan Domingo Perón difunde su  Mensaje a los Pueblos y Gobiernos del Mundo: “Necesitamos de nuevos modelos de producción, consumo, organización y desarrollo tecnológico que al mismo tiempo den prioridad a la satisfacción de las necesidades esenciales del ser humano, racionar el consumo de recursos naturales y que disminuyan al mínimo posible la contaminación ambiental”.

Instala una dimensión de análisis que, transcurridos 40 años, tiene una sorprendente vigencia y es exploración, comparación y confrontación entre modelos desde la perspectiva política, social y económica sintetizadas en la problemática ambiental. Desde una visión del consumismo con sus secuelas de destrucción, dilapidación y contaminación resumidas en tremendas tragedias sociales y catástrofes.

Advierte al mundo sobre la necesaria y urgente revolución mental en los dirigentes de países con economías de mercado proponiendo: ”…una convivencia biológica dentro de la humanidad y entre la humanidad y el resto de la naturaleza”. Convivir, sabemos, implica una determinante contraposición a la violenta e inescrupulosa batalla planetaria por petróleo, agua, minerales, bosques ó animales. Es nudo de la cuestión, lleva implícito lo más apremiante y peligroso que enfrentamos hoy y deberemos enfrentar a futuro.

Parece obvio que este mensaje no debería ser jamás analizado sin contextualizarlo ó extrayéndolo del marco doctrinario del peronismo. Sin embargo el mismo trasciende ese encuadre al ser significativamente innovador y también, simplemente, porque se adelantó a su tiempo.

La preocupación y la visión ambiental de Perón queda, de todos modos, también plasmada en otros documentos de formulación doctrinaria como El Modelo Argentino para el Proyecto Nacional y en diversas acciones de gobierno con hechos concretos. Tal como la creación de la que fue la primer Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Humano en octubre de 1973, a cargo de la Licenciada Yolanda Ortiz.  Un hecho que marca la importancia que se pretendía otorgar al tema y que además lleva una carga simbólica impresionante,  pues lidera el ingreso de la mujer en las políticas ambientales de Latinoamérica.

El mensaje fue pionero, muchos de sus conceptos aparecieron en otros informes  contemporáneos, y en algunos documentos fueron directamente asimilados.

En esa línea podemos mencionar “Los Límites del Crecimiento” (MIT(1)  marzo de 1972 ) realizado con las metodologías de dinámica de sistemas más desarrolladas en ese momento y que, por cierto desde la óptica de los países denominados centrales, refería al agotamiento de los recursos.

También los principios acordados en Estocolmo (ONU – jun1972) que determinaron que el abordaje del tema ambiental conlleva como primordial eliminar las injusticias sociales, la discriminación, el colonialismo y toda forma de opresión y dominación.

Se anticipó al informe de la Comisión Mundial sobre Medio Ambiente y Desarrollo (ONU abril de 1987) que bajo el título de “Nuestro Futuro Común” acuña el concepto de Desarrollo Sustentable. En el mismo, se exhorta a los gobiernos del mundo, a actuar con responsabilidad. Propiciando economías posibles de sostenerse pensando en dejar posibilidades de uso de los recursos naturales a las generaciones futuras.

Cuando leemos en el mensaje “…(el hombre) eleva la temperatura permanente del ambiente sin medir sus consecuencias biológicas”  no podemos menos que remitirnos al Cambio Climático (Kioto – diciembre 1997), a los Protocolos Ambientales  y  así podríamos seguir indagando y referenciando contenidos que, muy posteriormente a su difusión, constituyeron conceptos utilizados en muchos instrumentos de derecho público internacional.

Perón tenía a partir de su enorme experiencia en el plano internacional el conocimiento de las claves con las que el mundo se transformaba en la segunda mitad del S XX. En su tiempo, con esas claves, dejó un manifiesto que visibilizaba el fin de un sistema. Aproximarnos a  este documento cargado de ideas fuerza que  sólo han sido ampliadas, en algunos casos, por los adelantos científicos posteriores permite, aún audazmente, emparentarlo con la ecología política, base del desarrollo de las sociedades en las cuales el pueblo de JESÚS debe participar aportando soluciones prácticas.

Aquella que dejó pensamientos fundantes, de la mano de los post marxistas como André Gortz (2), marcando con convencimiento que la ecología planteada como una cuestión política nos remitiría a accionar sobre lo posible pero también a construír simultáneamente lo deseable. Una perspectiva desde la cual atacar las causas de los problemas del desarrollo y cambiar la forma de vida cambiando el sistema.

Estamos en 2013. Seguimos acelerando. Los dos mundos y el tercer mundo hace tiempo han chocado en la globalización y en el indemostrable “fin de las ideologías en un planeta genial” de Francis Fukujama (3). Nos obligan a soportar el peso de acciones enunciadas con palabras de carga fantasmal como fracking (4), extractivismo (5), pesticidas y el dolor ante los refugiados, los despojados y la muerte. El sistema no puede frenar.

Con ese peso y ese dolor que reclaman iniciativas urgentes podemos leer ó releer, para poder evaluarlo crítica e integralmente en toda su dimensión, un mensaje lejano pero a la vez próximo, ( http://www.ambiente.gov.ar/?idarticulo=5187 ). Es, más allá de cualquier pensamiento político, acerca de lo que nos atañe como seres humanos.

Quizás podamos empezar de este modo una discusión superior, para no quedarnos conformes con el campeonato moral que supone haber sido pioneros, desde Argentina, en el planteo de la cuestión ambiental. Y que a pesar de ello hoy no podamos discutir, desde un ambientalismo bien concebido, el monocultivo , la megaminería,  la extracción de gas de esquisto  ó cualquier otro tema que lo requiera. Poniendo siempre a todas las mujeres, a todos los hombres y a la felicidad de vivir en el centro de la cuestión. Única forma de  defender la tierra entregada a nuestro cuidado por Dios desde los días de Eva y Adán.

Quizás podamos romper con la negación, algunas veces por necedad y muchas otras por evidente interés, de la destrucción que nos pone en jaque profundizando la injusticia social. Cerrados a la comprensión, como dice el propio Perón, de que este no es un problema más de la humanidad, sino EL PROBLEMA. Problema  al cual desde el Evangelio tenemos respuesta para su solución, al destruir la codicia y la avaricia con el amor al prójimo en que fuimos engendrados.

(1) MIT Instituto de tecnología de Massachussets elabora el informe dirigido por el profesor Dennis L. Meadows a pedido del Club de Roma una asociación de políticos, científicos y empresarios que se  lo solicita en 1970. El fin era conocer  las amenazas a la  sociedad global en la época. Fueron analizadas la población mundial, la contaminación, las reservas naturales, la producción industrial, el desarrollo agrícola, entre otras variables que relacionadas darían las tendencias y valores a futuro en cada campo.

(2) André Gorz (Viena 1923 – Champagne–Ardenne 2007) filósofo, escritor,  periodista cofundador de Le Nouvel Observateur es considerado como uno de los principales pensadores de la denominada ecología política que en parte toma su nombre del libro que publica en 1975 “Écologíe et Politique”. Una visión que sostiene una democracia participativa con principios fundados en los derechos humanos, la libertad, el pacifismo. Opuesta en las formas de concebir los sistemas de producción y consumo al capitalismo y al marxismo más ortodoxo y en particular a la falta de autonomía que estos  generan en la vida de las personas. Impidiéndoles pensar juntos y solidariamente acerca de la mejor manera de evitar destruír la naturaleza, ahorrar recursos y crecer a la par como productores y consumidores.

(3) Francis Fukuyama (Chicago 1952) politólogo, voz influyente en la corriente “neocon”, sostén ideológico del nuevo conservadurismo estadounidense. Apoyatura del gobierno de George W. Bush y defensor de las acciones de guerra e invasión a Irak. En su libro “El fin de la historia y el último hombre” (1992) sostuvo que, como luchas entre ideologías, la historia humana había concluido dando paso a un mundo distinto cuyas relaciones en adelante serían básicamente las que dictara el libre mercado. En “América en la Encrucijada” (2006) se desdice y critica duramente el pensamiento neocon y la invasión a Irak dejando ver como asoman las grietas del sistema capitalista que poco tiempo después colapsaría en la crisis de 2008 y percibiendo, tardíamente, que existen otros países y otras realidades.

(4) Fracking : Tecnología para extracción de hidrocarburos encerrados a gran profundidad en roca madre (pizarra y esquisto). Se basa en fracturaciones inyectando agua en enorme volúmenes, arena y aditivos diversos para que la roca libere el gas encerrado en ella. La fractura hidráulica conlleva grandes problemas de contaminación ambiental y serio daño a la tierra incluso con riesgo sísmico, además de seguir consumiendo recursos no renovables  utilizando métodos que ignoran incluso las consecuencias a futuro mediato o inmediato.

(5) Extractivismo: Apropiación y explotación intensiva de enormes volúmenes de recursos naturales sean mineros, agrícolas, forestales, sin respeto por las leyes de la naturaleza. Está asociado al uso de agrotóxicos como el glifosato, pesticidas, arsénico e innumerables sustancias químicas contaminantes y al consumo de grandes volúmenes de agua y energía. La desertización por monocultivo, la destrucción del paisaje por voladuras de roca, la  contaminación de glaciares y sobre todo el acaparamiento de tierras y agua con desplazamiento de pueblos originarios y  avance sobre las comunidades rurales y sus economías son dramáticas consecuencias de este modelo.

 

RODOLFO FRIZZERA
Arquitecto
Consultor en Planes Estratégicos
Director Gral. de Política Ambiental (La Matanza 2005-2011)
Representante en la Unid. Temática Ambiente en MERCOCIUDADES
Red de Municipios del MERCOSUR (2005-2008)

 

Cordialmente es la expresión de PASTORESxlaGENTE que, fiel a sus principios, no procura fijar conceptos únicos, sino que busca expresar la diversidad en la pluralidad que caracteriza al movimiento evangélico.
Las notas publicadas en esta edición digital reflejan la opinión particular de los autores.
La dirección de Cordialmente procura que la expresión bíblica “examinadlo todo, y retened lo bueno” sea el objetivo, por lo cual se invita a los distintos escritores a presentar sus fundamentos dejando el juzgamiento del artículo en cada uno de los lectores.

Si desea agregar su comentario sobre esta nota puede hacerlo teniendo en cuenta las siguientes limitaciones:

  • Debe ser de hasta 140 caracteres
  • Puede referirse libremente en aprobación u oposición a las ideas y conceptos expresados
  • No debe incluir comentarios personales o críticas sobre el autor de la nota
  • No debe utilizar el espacio para agraviar a una Iglesia o institución
  • No debe utilizarse para promociones de ningún tipo

 

Comentarios

comentarios

Categoria: Edición 5 | LA CREACIÓN ANHELA, entrega 7, Reflexiones

Comments are closed.

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.