PARA EL MUNDO QUE SERVIMOS | Parte II B

| 27 julio, 2015

Edificar la paz de Cristo en nuestro mundo dividido y quebrantado.
El compromiso de Ciudad del Cabo. Movimiento Lausana.

Continuamos con la entrega del material publicado por el Movimiento de Lausana.

Sección 5. “La paz de Cristo para las personas que viven con el VIH”.

El VIH y el SIDA constituyen una crisis grave en muchos países. Hay millones de personas infectadas con el VIH, incluidas muchas en nuestras iglesias, y hay millones de niños huérfanos por el SIDA. Dios nos está llamando a mostrar su profundo amor y compasión hacia todas las personas infectadas y afectadas, y a hacer todos los esfuerzos por salvar vidas.

Creemos que las enseñanzas y el ejemplo de Jesús, así como el poder transformador de su cruz y su resurrección, son fundamentales para la respuesta holística del evangelio al VIH y al SIDA que nuestro mundo necesita tan urgentemente.

a. Rechazamos y denunciamos toda condena, hostilidad, estigma y discriminación contra las personas que viven con el VIH y el SIDA. Esta clase de cosas son un pecado y una vergüenza dentro del cuerpo de Cristo. Todos nosotros hemos pecado y estábamos destituidos de la gloria de Dios; hemos sido salvados sólo por gracia, por lo que debemos ser lentos para juzgar y rápidos para restaurar y perdonar.

También reconocemos con dolor y compasión que muchísimas personas resultan infectadas con el VIH sin falta alguna de su parte y, a menudo, por cuidar a otros.

b. Anhelamos que todos los pastores den un ejemplo de castidad y fidelidad sexual, como ordenó Pablo, y que enseñen clara y frecuentemente que el matrimonio es el lugar exclusivo para la unión sexual. Esto es necesario no sólo porque es la clara enseñanza de la Biblia, sino también porque la generalización de las parejas sexuales concurrentes fuera del matrimonio es un factor importante en la rápida difusión del VIH en los países más afectados.

c. Asumamos, como la Iglesia de todo el mundo, este desafío en el nombre de Cristo y con el poder del Espíritu Santo. Identifiquémonos con nuestros hermanos y hermanas en las áreas más duramente golpeadas por el VIH y el SIDA, mediante el apoyo práctico, el cuidado compasivo (incluyendo el cuidado de viudas y huérfanos), la defensoría social y política, programas educativos (especialmente los que otorgan poder a las mujeres) y estrategias de prevención eficaces, adecuadas al contexto local.

Nos comprometemos a esta acción urgente y profética como parte de la misión integral de la Iglesia.

 

lausana cape town

MOVIMIENTO LAUSANA
Dios estaba en Cristo reconciliando consigo al mundo
1era de Corintios 5.19
www.lausanne.org/es/

 

 

 

Cordialmente es la expresión de PASTORESxlaGENTE que fiel a sus principios no procura fijar conceptos únicos, sino que busca expresar la diversidad en la pluralidad que caracteriza al movimiento evangélico.

Las notas publicadas en esta edición digital reflejan la opinión particular de los autores.

La dirección de Cordialmente procura que la expresión bíblica “examinadlo todo, y retened lo bueno” sea el objetivo, por lo cual se invita a los distintos escritores a presentar sus fundamentos dejando el juzgamiento del artículo en cada uno de los lectores.

 

Si desea agregar su comentario a una de las notas puede hacerlo teniendo en cuenta las siguientes limitaciones:

  • Debe ser de hasta 140 caracteres
  • Puede referirse libremente en aprobación u oposición a las ideas y conceptos expresados
  • No debe incluir comentarios personales o críticas sobre el autor de la nota
  • No debe utilizar el espacio para agraviar a una Iglesia o institución
  • No debe utilizarse para promociones de ningún tipo

Comentarios

comentarios

Categoria: Edición 16 | Nuestro mensaje, entrega 4, Evangelismo, MINISTERIOS

Comments are closed.

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.